January 11, 2007

...!

La suavidad de tu piel se fue tornando más suave y cálida.
El palpitar de tu corazón se fue tornando más acelerado y fuerte.
El fuego de tu interior se fue tornando más caliente y externo.
La humedad de tus labios se fue quedando en los míos...

La cama nos quedó chiquita...

2 comments:

lizzie González said...

uff

raul said...

sigue!