December 7, 2009

besado por una libélula...

Cansado y asueñado por las malas noches que de tanto en tanto me recuerdan mi rol de padre; atormentado por los tapones mañaneros cotidianosque me separan del trabajo; desmotivado por las injusticias laborales que me abofetean la cara en el día a día; resignado a sobrevivir lo que me toca, al menos hasta tener la seguridad de haber comseguido algo mejor; apagué el motor del carro. En ese momento noté que sobre el capó había una libélula danzarina, confundida quizá por el reflejo del sol que asemejaba al agua. De pronto aquel insecto volador se detuvo en el aire, estuvo por medio minuto frente a mi como si estuviera contemplándome, suspendido y sin detener el movimiento veloz de sus alas. Pero como llegó se fue, se alejó.

Bajé del carro, con el recuerdo de aquel peculiar momento, y sin todas aquellas ideas previas a aquel extraño encuentro. Me sentía mejor. Cerré la puerta y de repente llegó delante de mi aquella misma libélula bailarina, flotando en el aire, dedicándome su mejor aleteo. Pero mi mayor asombro llegó cuando la pequeña criaturita se acercó a mi costado, muy cerca de mi oído, tan cerca que el movimiento de sus alas parecía un murmullo, tan cerca que podría asegurar haberle escuchado decirme "todo estará mejor", tan cerca que antes de alejarse de nuevo sentí que rozó mi mejilla, tan cerca que podría jurar que me besó.
.
.
Imagen: yahoo image search...

5 comments:

Mamá said...

Miss ya!

Mr. Funester said...

Tremendo, me encanto este post, y tu forma de escribir.. eres increible!!!

pvilas said...

R1: =mente... pero la espera vale la pena...

R2: gracias!!! :)

lin* said...

Excelente! Me encanto! Tenias una ferie, como tinker bell!!

Bεtzåida said...

Lindo post.. Saludo.. Por aqui ando poniendome al dia.